Categorías
Cultura Sociedad de la Información

Un portátil en cada pupitre

aulainformaticaEl pasado 12 de mayo, el Presidente Zapatero anunciaba en el congreso el plan “Escuela 2.0”:

“A partir del curso 2010/2011, cada alumno de quinto curso de Primaria de la escuela pública y concertada dispondrá de un ordenador portátil, que lo acompañará hasta que acabe la Educación Secundaria Obligatoria.

El objetivo que inspira el plan, llamado Escuela 2.0, es que los alumnos noten cada vez menos diferencia entre el aula y sus hogares. Esta diferencia tecnológica, según fuentes del Ministerio de Educación, ha dificultado en la última década la lucha contra el fracaso y el abandono escolar un 30% del alumnado abandona sus estudios al cumplir la edad de escolarización obligatoria sin acabar la ESO.”

Estas declaraciones ya venian siendo rumoreadas, y supestamente como medida de impacto se ofreció en el Debate sobre el estado de la nación. Tras ellas, se han generado varias oleadas de opinión: en la industria TIC y la industria de contenidos y en el sector educativo. He aquí algunas muestras:

A favor:

En contra:

Una de cal y una de arena:

A mí me gustaría, en éste artículo, analizar el impacto que veraderamente importa, que es el que afecta a los estudiantes, y desde las dos facetas que las TIC tienen en la educación:

  • Las TIC como medio educativo
  • Las TIC como fin educativo

Desde el primero de estos puntos de vista, el portátil estaría llamado a reemplazar a los libros, y con algunas ventajas. De momento, una ventaja de peso: de los más de 6 kilos que pesa la mochila de mi hijo mayor, a los dos que puede pesar un portátil. También son interesantes las capacidades de búsqueda y organización de la información, y las capacidades de comunicación y acceso a redes y sistemas de información.

En las TIC como fin, usaríamos el equipo para la enseñanza de la tecnología, lo que se ha venido en llamar e-skills (cibercapacidades, según la traducción de la UE). Según una reciente entrada de David Osimo, se reconocen cuatro niveles de capacidades tecnológicas:

  1. La alfabetización digital: la capacidad de leer y comprender textos y contenidos audiovisuales. Es la capacidad básica para usar la Red.
  2. La alfabetización mediática: la capacidad de producir contenidos y servicios basados en aplicaciones de libre disposición, tales como blogs, wikis, redes sociales, etc.
  3. “Instalar un servidor”: capacidad de instalar software en un servidor y personalizarlo. De este modo se puede aprovechar todo el software de código abierto disponible.
  4. Habilidades de Programación: escribir código, y diseñar y desarrollar aplicaciones.

No debemos olvidar que la escuela es el crisol donde se forjan las personas, hombres y mujeres futuros ciudadanos, y que más que enseñar, debería enseñar a aprender. Sabemos que la tecnología es un gran catalizador y transformador social. Por eso no es descabellado abordar seriamente su introducción en el aula, cosa que tarde o temprano sucederá, pero viendo siempre que la eficacia es muy baja si se reemplazan simplemente libros por ordenadores y no se replantean seriamente los procesos educativos.

No parece que sea eso lo que está sucediendo. Según escribe Wes Fryer en la web del 30th Annual NECC 2009, citando a Christensen, Horn & Johnson. Disrupting Class: How Disruptive Innovation Will Change the Way the World Learns. McGraw Hill. 2008. Pages 72-73 (la traducción es mía):

“… Los miles de millones que las escuelas han gastado en computadoras han tenido poco efecto en cómo los maestros y los estudiantes a aprenden … La razón de este decepcionante resultado es que la forma en que las escuelas han utilizado los ordenadores ha sido perfectamente previsible, perfectamente lógica y totalmente equivocada. Como se muestra en este capítulo, las escuelas tienen ordenadores amontonados en las aulas para mantener y mejorar marginalmente la manera en que ya enseñaban y dirigian sus escuelas, al igual que la mayoría de las organizaciones lo hacen cuando tratan de aplicar las innovaciones, incluidas las computadoras. Utilización de ordenadores de esta manera no permitir que las escuelas a migrar a un aula centrada en el estudiante”.

La propuesta de Zapatero, y los pocos detalles que conocemos sobre ella, no nos permite ser muy optimistas. Resulta muy dificil realizar por este medio la necesaria transformación de la educación, y menos de un curso para otro. Parece más llamada a desencadenar una guerra de fabricantes y suministradores de hardware, software y contenidos que a transformar el entorno educativo y mejorar el aprendizaje de los alumnos.

Quizás sea buena idea regalar un portátil a cada alumno, pero antes, ¿porqué tenemos que pagar los padres los libros de texto?, ¿no sería más lógico que se los proporcionase el colegio, como les proporciona la silla y el pupitre?. ¿Porqué se cambian cada año, y no se pueden heredar entre hermanos o entre amigos?. ¿Porqué hay que tirarlos casi nuevos?.

Sería mejor centrar los esfuerzos en mejorar la capacitación y el prestigio del profesorado, dotarles de infraestructuras y servicios tecnológicos que permitan que sean ellos los lideres de la transformación tecnológica y no unos meros comparsas “analfabetos digitales” que se ven con frecuencia en inferioridad de condiciones frente a sus alumnos, a los que para remate vendrán unos “reyes magos” regalando ordenadores.

Para terminar, no me resisto a pegar aquí una ficción en primera persona de lo que piensa del asunto un alumno de primaria, publicada en el Blog Tercera Opinión:

“Hola, me llamo Marta. La semana pasada nos trajeron un montón de ordenadores, para todos menos para el profesor. Nos pusimos muy contentos porque pensamos que también nos traerían una pizarra nueva, sillas nuevas, un telescopio, material nuevo de laboratorio y que nos arreglarían la calefacción. Pero no, sólo trajeron ordenadores.

El primer día no hicimos nada con ellos porque nuestro profe no sabe informática. Dijo que ya miraría algo en casa, pero María la empollona le contestó que ella podía enseñarle, pues en su casa tiene un ordenador y sabe manejarlo. Todos nos reímos, pero el profe no.

El profe también dijo que eran para nosotros y que nos los podíamos llevar a casa. Yo cogí el mío y lo guardé en la mochila, pero a mi amiga Mati se le cayó y se le rompió todo -el profe le hizo una foto-. A Luis se lo robaron unos gamberros mientras volvía a casa y a Santi se lo rompió Mateo, el niño que nos pega a todos.

En clase los que más usan el ordenador son Toni y Andrés. Son dos niños un poco retrasados y que antes sólo hacían que molestar. Ahora con el portátil les ponen una película de dibujos y están más callados.

Ayer nos explicaron cómo sacar información de internet y nos mandaron deberes para buscar en casa. Mi papá, que ahora no trabaja, dice que no tenemos dinero para internet, por eso no he podido hacer los deberes esta semana.

A mi hermano mayor también le van a dar uno y él está muy contento pues dice que podrá colgar fotos y chatear con las chicas. También me ha dicho que, a partir de ahora, no tendrá que fijarse en las faltas de ortografía pues el ordenador las corrige automáticamente”.

Categorías
Cultura Sociedad de la Información

Sobre el artículo de Larry Lessig acerca de la legislación de propiedad intelectual

creative-commons-logoEl Boletín de la Sociedad de la Información: Tecnología e Innovación de Telefónica publica un interesante artículo titulado CREATIVE COMMONS Y CULTURA LIBRE. UNA LEGISLACIÓN SIN SENTIDO y firmado por Larry Lessig, abogado y profesor de la Universidad de Stanford y creador de Creative Commons. Al final del artículo, Manuel Castells plantea a Larry algunas cuestiones concretas referidas a la situación de la LPI en el contexto español.

Vaya por delante que a nadie se le escapa que esta es una guerra a múltiples bandas por el control del negocio de la red, en la cual Telefónica es obviamente parte interesada, al igual otras compañías tecnológicas, y por otro lado están las sociedades de gestión de derechos de autor y las compañías comerciales audiovisuales. En medio de todos el usuario/ciudadano, que también hace la guerra por su cuenta, como luego comentaré.

En segundo lugar, otra cuestión obvia, como es que la legislación allende los mares difiere en cuestiones básicas de la nuestra. No obstante, cuando nos metemos en las cuestiones relacionadas con Internet, hay que tener muy claro que las fronteras se difunden mucho. Legislar con absoluta independencia de las fronteras puede ser posible cuando sólo afecta a cuestiones puramente tangibles, pero cuando de un modo u otro intervienen los bits, entonces con facilidad se puede acabar haciendo brindis al sol.

Aún así es obvio y deseable que existan normas o referencias básicas comunes a las que todos nos debamos atener, y cuando digo todos quiero decir todos, estemos en Perú o en la China. En este sentido Larry hace reflexiones muy acertadas, como es que la legislación no puede ir en contra del sentido común. En el mundo digital, la copia exacta, o aproximada pero suficientemente buena para la percepción humana (JPEG, MPEG, etc.) son inherentes a la propia tecnología y por lo tanto, pretender regular, controlar, y a la postre generar beneficios económicos netos con cada copia es como querer poner puertas al campo. Sencillamente es imposible de evitar.

Así lo entendimos en éste mismo blog hace poco, comentado en el artículo Mejor que gratis (BETTER THAN FREE)

Dice Larry que por lo tanto la legislación que pretende criminalizar las copias acaba teniendo como único efecto verdadero la conversión de toda la sociedad, y especialmente de nuestros hijos, en auténticos y conscientes delincuentes. Como inventor de Creative Commons, defiende por ello la necesidad de una regulación que permita a los autores compartir la creación de forma autónoma y expresa, estableciendo un camino intermedio entre la copia sin limitaciones y el control centralizado.

En el fondo de toda la argumentación late la idea de que las regulaciones de protección de la propiedad intelectual dirigidas por criterios fundamentalmente económicos, que son los propugnados por las sociedades de derechos de autor y las compañias comerciales de medios audiovisuales, en lugar de fomentar la cultura y la creación, como ellos afirman, la inhiben, pues parten de la premisa de que todo creador pretende obtener beneficio económico. Sin embargo, Internet nos demuestra que hay mucha, mucha gente que no quiere ganar dinero con su creación, simplemente quiere crear y compartir.

A Creative Commons se le ha criticado no ser conforme a la legislación de la propiedad intelectual española, ya que permite al autor la renuncia expresa a algunos derechos que nuestras leyes consideran irrenunciables. A pesar de ello, la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual dice muy claro que “La protección del derecho de autor se adquiere normalmente de manera automática una vez que la obra queda fijada en alguna forma material

coloriuris-logoPara abordar ésta dificultad, un despacho de abogados de Zaragoza ha creado una alternativa a Creative Commons, denominada ColorIURIS. ColorIURIS, premiado en FICOD 2008, establece un modelo de gestión de derechos centralizado (a diferencia de Creative Commons, que es distribuido), apoyado en un tercero de confianza (la propia ColorIURIS) y mediante la aceptación expresa y previa del acuerdo de licencia (a diferencia de Creative Commons, que es implícita).

Así, Red.es hace uso de éste sistema para proteger los estudios del Plan Avanza Dos. Para poder descargar estos estudios, se necesita una aceptación expresa de las condiciones de licencia, pero no en la WEB de Red.es, sino en la de Coloriuris.net, que no deja de ser, al fin y al cabo, una entidad sujeta al derecho privado, a diferencia de Red.es, que es una empresa sujeta al derecho público.

A mí no me cabe duda de que la protección legal para el autor, con el sistema ColorIURIS, es superior al modelo CC. Ahora bien, desde el punto de vista de éste artículo, ¿fomenta mejor la difusión de la cultura e implusa a los creadores a crear contenidos en la red?.

Por mi parte, y al menos en lo que concierne a éste Blog, creo que no. Por ello, de momento, seguiré usando mi licencia Creative Commons 2.5 de toda la vida.

Categorías
Cultura

Jardinería Cibernética

flor-efuncionarioSiempre he pensado que un blog se parece mucho a un jardín y que las actividades relacionadas con él tienen mucho de jardinería: hay que cuidarlo, regarlo casi a diario, de vez en cuando abonarlo, podar en determinadas épocas del año…

A través de Yoriento descubro que hay incluso más similitudes. Es maravilloso ver cómo, partiendo de la semilla que constituye la URL de tu blog, un pequeño programa crea una hermosa planta que crece y se desarrolla ante nuestros ojos.

La figura de arriba es la planta que se ha creado en éste blog. ¿Queréis hacer la vuestra?. Basta con entrar en

http://www.aharef.info/static/htmlgraph/ 

y poner la dirección que deseeís.

El artista cibrnético que ha programado este jardín es Sala. He visto el manifiesto de uno de sus sitios web dedicado a la compraventa de arte según el concepto de acciones, y me ha gustado tanto que no puedo por menos de ponerlo aquí, en traducción libre:

El razonamiento detrás de las pinturas de Salathé & White es el siguiente:

  • El valor de cualquier cosa es el precio que alguien está dispuesto a pagar por ella. El arte no es una excepción.
  • La longevidad de una obra de arte depende de su valor, no de su belleza. La razón es que la belleza está en los ojos de su propietario, mientras que el dinero no.

Si estás de acuerdo con éstas afirmaciones, es porque son ciertas.

Si no estás de acuerdo, es porque es arte.

Categorías
Cultura Mujer

El meme de Enjut@ Mojamut@

enjutoMi amiga Lula ha lanzado en su blog Sección Femenina este meme de Enjut@ Mojamut@ para descubrir el grado de tecno-vicio que tenemos l@s bloguer@s. Aunque fué lanzado a mi co-writer Montaña, y aunque tiene cierto sesgo femenino, pero dado que ella no contestó y que estamos de vacaciones (y que es facilón), me tomo la libertad de recoger ese guante para mí mismo:

Voz en off> ¿Cuántas horas al día de media pasas conectada a Internet?

Enjut@> En el trabajo unas 8 y luego en casa, depende: desde cero hasta dos o tres más.

Voz en Off> ¿Cuántas cuentas de correo tienes?

Enjut@> Tengo una profesional y una personal. Luego manejo varias en GMAIL: la del Blog, una con la identidad real y al menos otra ficticia… como unas cinco.

Voz en off> ¿De cuantas redes sociales eres?

Enjut@> Sólo estoy en Facebook, aunque también en SlideShare (¿es ésa una red social?). De todos modos mi socialización mayor deviene por las sendas blogosféricas.

Voz en off> ¿Qué te gusta más para expresarte el blog, el wiki, flikr o twiter?

Enjut@> Bueno, escribir en el blog es lo que más me gusta, pero también pongo fotos, a veces algún vídeo… A wikear no he probado todavía.

Voz en off> ¿A cuántas mujeres blogueras conoces personalmente?

Enjut@> Pues mira, creo que conozco de cerca a tres mujeres blogueras activas, y puede que alguna más pero no lo sepa.

Voz en off> ¿A cuántas mujeres blogueras lees habitualmente?

Enjut@> En mi google reader cuento seis.

¿A quién le paso el meme?

Este meme es de libre asociación para l@s que gusten.